Milenrama o Aquilea: Propiedades medicinales y utilización

Milenrama (Achilea millefollium L.) o Aquilea

La Milenrama su nombre científico (Achilea millefollium L.) también conocida con otros nombres como Aquilea por Aquiles que según cuenta la leyenda curó sus heridas con ésta especie, Milhojas o Cientoenrama. La parte utilizadas de la Milenrama son las flores y sumidades floridas desecadas, enteras o cortadas.
La sumidad florida contiene poca cantidad de taninos, aunque la suficiente para proporcionar a esta planta propiedades cicatrizantes, de suma utilidad en el caso de heridas, quemaduras, úlceras y llagas.

Contiene aquileína, aquicilina, azuleno y lactosa, gracias a los cuales posee actividad antiinflamatoria, lo que refuerza en gran medida su actividad cicatrizante, por lo que resulta muy interesante en el tratamiento de hemorroides.
La Milenrama o Aquilea es muy rica en flavonoides, que son los responsables del principal empleo de esta planta como antiespasmódico, empleándose en procesos que cursan con espasmos digestivos.

Propiedades terapéuticas de la Milenrama

La milenrama es hemostática, digestiva, antiespasmódica y emenagoga. Hipotensora y antihemorroidal. Se recomienda en hemorragias, atonías, malas digestiones, inapetencia, estados de ansiedad y alteraciones de la menopausia. Es además antivaricosa y tónica de la circulación sanguínea.

La milenrama (Achilea millefollium) es una planta que se utiliza desde la antigüedad, por sus propiedades cicatrizantes y hemostáticas. Por ello, en uso externo, se recomienda para tratar diversos problemas de la piel, como úlceras, heridas, llagas y quemaduras. Por vía tópica, la decocción en el tratamiento de heridas superficiales pequeñas.

Es usada en cosmética como agua destilada para remplazar a la manzanilla o camomila por la presencia de azuleno como descongestivo y antiinflamatorio.
Se recomienda por vía externa, como tratamiento de soporte de heridas pequeñas, inflamaciones leves de piel y mucosas, llagas, ampollas, descamación de la piel entre los dedos, como repelente de insectos, y en forma de baños de asiento en espasmos de la zona pélvica.

Se indica la Milenrama por vía interna, para pérdida del apetito y trastornos dispépticos, tales como espasmos abdominales leves. Sus propiedades tónicas favorecen la digestión. Asimismo reduce la tensión sanguínea y facilita la circulación venosa. También tiene un efecto antiinflamatorio y antialérgico, así como diurético y antiséptico de las vías urinarias.

Por otra parte tradicionalmente se utiliza la Milenrama en infusión, tintura, extracto líquido y el zumo obtenido por expresión de las sumidades floridas en caso de pérdida temporal del apetito y en el tratamiento sintomático de espasmos gastrointestinales leves, distensión abdominal y flatulencia, así como el empleo de la infusión en el caso de espasmos leves asociados a los dolores de la menstruación, por sus propiedades diuréticas, coleréticas, hemostáticas y antipiréticas, por lo que se emplea en casos de dismenorrea e insuficiencia hepática.

Infusión: Se obtiene vertiendo una taza de agua hirviendo sobre una cucharada de sumidades florales desmenuzadas de milenrama y dejando reposar 5 minutos. Colar y tomar 3 tazas al día.
Decocción: Para uso externo. Preparar un cocimiento concentrado, hirviendo un manojo de sumidades florales de milenrama en 1 litro de agua, hirviéndolo durante 10 o 15 minutos. Aplicar directamente sobre la lesión con la ayuda de una gasa, en compresa, baño de asiento o baño de pies.

 

(Visited 1 times, 1 visits today)
Opt In Image
Suscríbete a Nuestro Boletín y Recibe un Reporte Gratuito
INGRESA TUS DATOS

100% libre de SPAM.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *