5 Métodos clave de usar aceites esenciales para la salud

5 Métodos clave de usar aceites esenciales para la salud
La definición de un aceite esencial es un líquido hidrófobo concentrado que contiene compuestos aromáticos volátiles (definidos como la tendencia de una sustancia a vaporizarse) de las plantas. Los aceites esenciales también se conocen como aceites volátiles, aceites etéreos, o simplemente como el aceite de la planta de la que se deriva.

El valor terapéutico de los aceites esenciales varía mucho dependiendo de un número igualmente variable de factores determinados, como la calidad del método de extracción (que generalmente se realiza mediante un método de extracción de vapor), el tiempo durante el cual la planta que se utiliza fue cultivada y cosechada, y naturalmente, el poder medicinal que es inherente a la planta misma. Por lo general, los aceites esenciales 100% puros son los que tienen valor terapéutico para una variedad de beneficios para la salud.

Existen numerosos métodos a través de los cuales se pueden emplear aceites esenciales en cualquier régimen beneficioso para la salud, y los siguientes son 5 de esos métodos (aunque existen más opciones con respecto a esto, estos son los 5 que tienden a ser los más fáciles de usar).

Métodos fáciles de usar aceites esenciales

Inhalación directa

Este método se puede lograr a través de una variedad de formas, la más obvia es simplemente inhalar nasalmente los vapores de la botella directamente. También puede remojar una bolita de algodón con el aceite y dejarla en su bolso para inhalar todo el día. Esto puede ser particularmente útil para las mujeres embarazadas o cualquier otra persona que experimente náuseas cuando inhalan una bolita de algodón empapada en aceite esencial de menta u otro aceite esencial antiemético.

Otro método es la inhalación de vapor, que consiste en colocar unas gotas de aceite en un recipiente con agua humeante, colocar una toalla sobre su cabeza y respirar los vapores de esa manera.

Difusión a través del aire mediante evaporación natural

Este método es probablemente el más utilizado de todos los modos en que se pueden emplear aceites esenciales y no incluye enchufes eléctricos ni otros dispositivos electrónicos. Este método se puede lograr simplemente colocando de 10 a 15 gotas del aceite elegido en un recipiente con agua caliente salada con sales de Epsom o sal marina, que ayudan con el proceso de difusión durante toda la noche.

Otras formas de lograr este método son los tazones de terracota fabricados comercialmente y diseñados específicamente para la difusión de aceites esenciales, o sumergiendo una bola de algodón en el aceite de su elección y colocándola en su cama durante la noche (esto es probablemente mejor para los aceites muy picantes o abrumadores, pero no es tan eficaz como los otros métodos de difusión natural enumerados anteriormente).

Contacto directo con la piel

Diluir cualquiera de los aceites esenciales elegidos con un aceite transportador, como el aceite de jojoba, oliva o almendra, le permite aplicarlo directamente sobre la piel sin riesgo de quemaduras. Este método es ideal para masajear o aplicar la mezcla en la muñeca, el cuello u otras partes del cuerpo. Diluir con un aceite transportador es importante ya que algunos aceites, como el de menta, gaulteria, lavanda y otros pueden causar quemaduras si se aplican puros directamente sobre la piel.

Contacto indirecto con la piel o diluido

Este método es una gran opción si hay aceites que harían mejor por contacto directo, pero son demasiado poderosos cuando no se diluyen de alguna manera. Colocar varias gotas de cualquier aceite en un baño caliente (preferiblemente salado con sales de Epsom) o en la bañadera proporciona una experiencia aromática y curativa.

Diluir un aceite en agua destilada en una botella rociadora y luego rociar ropa de cama, ropa, etc. son formas fantásticas de recibir “suavemente” las propiedades beneficiosas de los aceites más potentes.

Difusión a través de dispositivos electrónicos

Ciertamente vivimos en un mundo moderno, y hay una serie de dispositivos fabricados comercialmente que suministran aceite a través de difusores eléctricos que funcionan en su hogar, oficina o automóvil, e incluso hay difusores que funcionan a través de puertos USB (que según se informa son bastante fáciles de usar y efectivos).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *

Los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Claudia L. Di Paola como responsable de esta web. La finalidad de la recogida de estos datos se realiza solamente para responder a tu comentario. Estos datos estarán almacenados en los servidores de Banahosting. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a info @ remediosconhierbas.com. Puedes consultar la información completa y detallada sobre privacidad en mi política de privacidad.