Aceite de menta para tratar las 5 afecciones más comunes

aceite de menta aceite esencial
Cada vez es más común que la gente evite la prescripción potencialmente peligrosa y medicamentos de venta libre por las alternativas naturales. La gran cosa acerca de muchos de estos productos naturales es que pueden ser beneficiosos para más de un problema. Un gran ejemplo es el aceite de menta. Se ha utilizado para ayudar con toneladas de diversos problemas. Aquí están, tan sólo 5 usos del aceite de menta que es posible que encuentre uno para su problema.

Ayuda a la digestión

El uso más común del aceite de menta es ayudar en la digestión. Ayuda a promover la producción de jugos digestivos, por lo que se puede usar en forma regular para ayudar al organismo. También se puede utilizar para ofrecer un alivio de problemas digestivos tales como ardor de estómago, náuseas, gases, calambres, e incluso un colon espástico. Puede utilizar el aceite de menta cuando se presenten los síntomas, pero también puede ser usado para prevenir los síntomas si tiene una condición crónica como el síndrome del intestino irritable.

Alivia el resfrío y la gripe

El aceite de menta tiene varias propiedades que pueden ayudar con los síntomas del resfrío y la gripe, junto con otras enfermedades. El aceite de menta es un expectorante, alivia la congestión en el pecho. También se ha utilizado para reducir la fiebre, calmar la irritación de garganta y, deshacerse de los dolores de cabeza. Es una gran alternativa natural a lo largo de los medicamentos de venta libre que pueden contener alcohol u otros ingredientes químicos no deseados.

Activa las capacidades mentales

Frotar un poco de aceite de menta en las sienes puede ayudar a que se despierte y mejore su concentración y la memoria. Esto es muy bueno cuando estudia o tiene que rendir exámen o en cualquier otro momento que necesita estar alerta y tener claridad mental. Es una gran manera de dar al cerebro un poco de impulso, sin tener que depender de café. Esto también puede ser beneficioso para ayudarle a sentirse mejor cuando se siente débil o mareado.

Alivia problemas respiratorios

El aceite de menta contiene una sustancia, el mentol que es descongestiva. Esta es la sustancia que se utiliza en muchos medicamentos convencionales que pueden ayudar a aliviar alguna dificultad para respirar. Los vapores producidos a partir de aceite de menta pueden despejar una congestión nasal, ayuda con la tos, e incluso ayuda a detener un ataque de asma (aunque no se debe interrumpir el tratamiento convencional).

Problemas del corazón

El aceite de menta se ha utilizado para ayudar a reducir las palpitaciones del corazón. También se utiliza para mejorar el ritmo cardíaco y mejorar la circulación en todo el cuerpo. Esto puede ayudar a aliviar varios problemas relacionados con las dificultades de circulación. El aceite de menta mantiene el bombeo de la sangre en equilibrio.

Además del aceite de menta, también se pueden encontrar algunos beneficios del té de menta. Usted puede incluso poner unas gotas de aceite de menta en agua para una diferente pero efectiva bebida de menta. Si va a aplicar el aceite directamente sobre la piel, lo mejor es diluirlo en aceite vehicular antes de aplicar.

El aceite de menta y el té son maravillosos remedios naturales que son excelentes para tener siempre en casa.

 

(Visited 1 times, 1 visits today)
Opt In Image
Suscríbete a Nuestro Boletín y Recibe un Reporte Gratuito
INGRESA TUS DATOS

100% libre de SPAM.

2 comentarios

  1. Gracias por compartir…..
    Yo quisiera saber si este aceite es comestible o no, y si es cual es la dosis .Me podrían decir como se hace este aceite…..gracias

  2. Hola
    Las indicaciones son buenas, solo que no se indica de que forma o manera se administra el aceite, de menta en las distintas dolencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *